martes, 22 de marzo de 2016

Mi consecuencia de haber visto Pulseras Rojas - #UnCinéfiloReflexiona

Luego de varias semanas de haber visto la temporada completa de Pulseras Rojas (la versión original, la italiana con producción española), mi mente y mi alma ha cambiado el rumbo de mirar y disfrutar la vida. Hoy me tocó, representado en un sueño:

Todo empieza viajando en un micro (ómnibus, bus, como lo llamen) hasta llegar a un lugar amplio, lleno de vegetación, como un gran jardín. Hasta acá todo bien, lo que no sabía era lo que me esperaba después. Bajo del micro y mientras camino, toda la gente que conozco me obvian (como si fuera un fantasma). Lo tomé como algo pasajero pero lo peor no era esto. Cuando llego a la mesa de invitados, me doy cuenta que era un cumpleaños, yo no tenía regalo y ni siquiera sabía a quien se lo festejaban.
En pocas palabras, me sentía muy solo. No había nadie conocido, todos con sus celulares y yo mirando a la realidad (?
Sin saber que hacer, retomo el camino por el que vine pero el gran jardín que vi antes se convierte en un pasillo largo y angosto en la cual se convierte en el patio de una casa. En ese momento me encuentro con un grupo de chicos y el momento ideal para escapar.

Tengo que aclarar que aun tengo la capacidad de volar en los sueños.
Bueno, retomando con el sueño...


Veo el cielo y me preparo para extender mis alas (digo, mis brazos) pero una mala maniobra de un tercero me lo echa a perder y casi caigo a un patio interno a muchos metros de altura. El simple hecho de haber volado pocos metros sobre el nivel del piso, hizo que pueda salvarme. Luego de haberme salvado la vida, de repente, se me entrecorta la respiración (es la primera vez que me pasa en un sueño), trato de tranquilizarme pero nada, camino y termino cayendo arrodillado en una posición media rara como si estuviera orando. Como en frente mio tenia una persona de espaldas, pensé que notaría mi presencia. De hecho sí lo nota, mas tarde, pero no demasiado tarde para salvarme la vida. Lo que sigue, fue lo mas emotivo: esta persona (digo persona porque nunca pude deducir si era CHICO o CHICA) calienta mis manos con el aliento de su boca porque aparentemente las tenía heladas y con mi poco aire, casi en un susurro, se lo agradezco. Mi cuerpo recorre un pequeño calor, lo suficiente para recuperar mis fuerzas para darle un abrazo pero en ese momento... esta persona sufre lo mismo que yo, ahí deduzco que podría ser ASMA pero como en la vida real nunca tuve un ataque de este tipo, se me viene rápido a la cabeza tres letras: RCP (Respiración Cardio Pulmonar).
Trato de recordar de lo que vi en la tele pero cuando empiezo a hacerlo y no reacciona, rápidamente aparece una enfermera y en unos segundos la reanima y la acomoda en una silla de ruedas. Yo aun en el suelo, veo una leve sonrisa de esta persona salvadora y yo se la devuelvo mientras la enfermera se la lleva. Ahí empecé a llorar. Mi llanto fue una mezcla de tristeza y alegría.
TRISTEZA: porque no pude salvarla.
ALEGRÍA: porque se encontraba bien y el hecho de haberme salvado me dejo sin palabras.
Finalmente, el sueño termina con esta ultima imagen: MI PERSONA SALVADORA YÉNDOSE EN SILLAS DE RUEDAS MIENTRAS YO ME ENCUENTRO LLORANDO EN EL PISO ARRODILLADO. ¡¡¡Cómo será que lloré mucho en el sueño que me despierto con los ojos húmedos!!!

CONCLUSIÓN: aunque sufra de vértigo (ASMA en el sueño), este sueño me ha servido para dejar de prejuzgar a las personas a simple vista y conocerla un poco más. Ademas, cuando me sienta solo siempre encontraré a alguien que me ayude a seguir adelante.